Detectar bebidas adulteradas y sus ingredientes solo era posible mediante un análisis realizado por profesionales. Ahora, un grupo de investigadores han presentado una lengua artificial para toda clase de bebidas, aunque actualmente, solo se haya utilizado con diferentes whiskies.
Detectar bebidas adulteradas y sus ingredientes solo era posible mediante un análisis realizado por profesionales. Ahora, un grupo de investigadores han presentado una lengua artificial para toda clase de bebidas, aunque actualmente, solo se haya utilizado con diferentes whiskies.

El proyecto financiado por el Leverhulme Trust, el Consejo de Investigación de Ingeniería y Ciencias Físicas y el Consejo de Investigación de Biotecnología y Ciencias Biológicas, permitió que los investigadores de las universidades de Glasgow y Strathclyde construyeran una lengua usando láminas submicroscópicas de oro y aluminio, creando un patrón de tablero de ajedrez formado por ambos metales, que actúan como “papilas gustativas”.

Los científicos vertieron whisky sobre las ‘papilas gustativas’, que son 500 veces más pequeñas que sus equivalentes humanos, y realizaron un análisis estadístico de las sutiles diferencias en la forma en que los metales absorbían la luz, conocida como su resonancia plasmónica.Las primeras pruebas se realizaron con whiskies Glenfiddich, Laphroaig y Glen Marnoch. Los sensores tuvieron una precisión de más del 99% y fueron capaz de distinguir entre el mismo whisky madurado en diferentes barriles y entre el mismo whisky envejecido durante 12, 15 y 18 años. Los hallazgos se publicaron en un artículo titulado “Cata de whisky usando una lengua nanoplasmónica bimetálica” en Nanoscale, una revista de la Royal Society of Chemistry.

Aunque por ahora solamente se realizaron pruebas con whisky, el nuevo enfoque de diseño para la lengua artificial podría provocar el desarrollo de dispositivos portátiles para diagnósticos de calidadfalsificaciones en bebidas de alto valor e incluso para algún monitoreo ambiental en calidad del agua.

Gracias a la tecnología, cada vez aumenta la posibilidad de evitar el consumo de elementos perjudiciales para la salud.

Te puede interesar:  Cómo convertir su restaurante en un gran negocio

Estos científicos han sido los primeros en crear una lengua con estas características, pero no los únicos en aplicar las nuevas tecnologías gastronómicas, ya que una start-up de Israel llamada Valiber creó un removedor, similar a una pajita, que analiza el contenido de azúcares y edulcorantes en líquidos. Puedes leer más sobre este invento, pinchando aquí.

Valiber, una start-up de tecnología gastronómica desarrollada en Israel, pone en conocimiento cuantas cucharadas de azúcar contienen nuestras bebidas.

En numerosas ocasiones uno se pregunta que cantidad de azúcar contiene nuestras bebidas o cuál de ellas tiene mas calorías.

Valiber, detecta las adulteraciones en tu bebida Incluso muchos se preguntan por qué la Coca-Cola, esa bebida tan universal, cambia el sabor dependiendo de la zona donde se elabore. ¿Será porqué a la población dependiendo del país le gustan los sabores más azucarados? Una nueva tecnología viene para revolucionar, se llama Valiber.

Esta pregunta fue la que se hizo Yuval Klein, fundador y CEO, de esta herramienta llamada Valiber, que se puede obtener en segundos cómo es de dulce, salada, amarga o umami cada bebida o la temperatura en la que se encuentra.

Valiber
Imagen: Valiber

Basada en una escala propia, Val, mide la concentración de azúcares y edulcorantes en líquidos iniciando desde 1 Val que corresponde al punto donde cada persona comienza a sentir esa sensación de dulzor que equivale a 3,424 gramos de azúcar por litro de agua. O cifras que llegan hasta los 48 val de los zumos de uva, uno de los productos más azucarados de las despensas superando considerablemente a los clásicos refrescos, o los 59 val de los vinos dulces o fortificados.

En cuanto a la Coca-Cola, el dato es curioso, ya que si se elabora en España es 4 Val más dulce que la procedente de Japón con una cantidad de azúcar de aproximadamente 14 gramos más, considerada la más dulce del mundo.

Te puede interesar:  9 chefs famosos en el mundo

Esta escala no solo esta pensada para refrescos sino para bebidas como el vino, los zumos o los cócteles. Se podrá comprar a finales de este año 2016 y es perfecta para personas que deseen saber con más claridad el porcentaje de azúcares (sacarona, glucosa, stevia, fructosa,…) o para empresas que consideren trasmitir exactamente el número de cucharadas de azúcar que contienen sus productos.

Definitivamente es una tecnología gastronómica que aporta al consumidor final una mejor comprensión de las difíciles etiquetas que actualmente llevan las bebidas y los alimentos.

Soy un soñador y en mis sueños creo que un mundo mejor es posible, que nadie sabe más que nadie, todos aprendemos de todos. Me encanta la gastronomía, los números, enseñar y compartir todo lo poco que sé, porque al compartir también aprendo. "Vayamos todos juntos de los cimientos al éxito"
tecnologia gastronomica
Últimas entradas de MBA Yosvanys R Guerra Valverde (ver todo)