Cocina Estadounidense y Julia Child 

Una voz, un estilo, una estampa inconfundible. Este miércoles, la chef, escritora y estrella de televisión, Julia Child, responsable de introducir la sofisticación de la comida francesa en los hogares de Estados Unidos, hubiese cumplido 100 años.

Las nuevas generaciones, sobre todo fuera de EE.UU., conocieron a Child por primera vez cuando Meryl Streep la personificó en la película “Julie & Julia”, escrita y dirigida por la recientemente fallecida Nora Ephron. Streep consiguió imitar el difícil tono de su voz, agudo e infantil, y también la personalidad con la que Child ganó el cariño de sus seguidores.
“¿Cómo definir esa cualidad que tienen solo algunas personas? Parecía estar feliz de estar viva cada día de su vida”, dijo la actriz en una entrevista en 2009.
De sus shows de televisión, el más conocido es “The French Chef”, que se estrenó en 1963. El libro “Mastering the Art of French Cooking” (Perfeccionando el arte de la cocina francesa), compuesto por dos volúmenes publicados en 1960 y 1971, es considerado -aún hoy en día- una especie de biblia para aprender a cocinar.
Los conocimientos plasmados en esos textos, Child los obtuvo cuando se mudó a Francia en 1948, en compañía de su esposo Paul Cushing Child, un diplomático con quien se casó dos años antes. En París, Child estudió en la academia Le Cordon Bleu y se unió al club Cercle des Gourmettes, en donde la animaron a difundir sus nuevos conocimientos a la audiencia estadounidense.

Naturalidad

Para celebrar su centenario, ya se han puesto en marcha menús especiales en varios restarauntes de su país natal. También Google creó un doodle en su honor (los dibujos que la empresa utiliza en su página principal para celebrar algún hito de importancia) y un nuevo libro sobre su vida, escrito por Bob Spitz, se ha puesto a la venta.
Según el autor, lo que verdaderamente hacía que el público de los 60 y 70 tomaran nota de sus recetas era su naturalidad y su eterna disposición a reírse de sí misma.
“Cuando Child trataba de dar la vuelta a una tortilla y se le caía la mitad en el fogón, la devolvía a la sartén y decía a los espectadores: ‘Si están solos en la cocina, siempre podrán recogerla. ¿Quién se va a enterar?”, relata Spitz en su nueva biografía “Dearie”.

Julia Child es considerada un icono cultural en Estados Unidos.

El teléfono de Child sonaba sin parar cada año en el día de Acción de Gracias, cuando miles de personas buscaban su número en la guía telefónica para hacerle preguntas sobre cómo cocinar el pavo, a las que ella respondía “sin descanso”, según explica su biógrafo.
En una entrevista concedida este miércoles a la radio pública de Estados Unidos (NPR por sus siglas en inglés), Spitz recalcó la sencillez de Child, al asegurar que nunca recibió ningún tipo de entrenamiento para realizar sus programas televisivos, que no tenían -ni de cerca- la producción de los shows actuales.

Celebración en su cocina

La cocina de su casa de Cambridge (Masachusets), en la que filmó sus últimos programas televisivos, se expone también desde este miércoles en el Museo de Historia de Washington.
“Era una fuerza de cambio muy significativa, que incitaba a la gente a probar cosas diferentes, a aprender cosas nuevas, y sobre todo, a disfrutar de los placeres de la mesa, con familia y amigos”, dijo una portavoz de la muestra.
Child es celebrada por revolucionar la cocina de su país al utilizar ingredientes frescos y crear, con sus propias manos, hasta la receta más complicada. Un mensaje que aún hoy continúa siendo considerado pionero en el país de la comida rápida.
Articulo original en BBC
Soy un soñador y en mis sueños creo que un mundo mejor es posible, que nadie sabe más que nadie, todos aprendemos de todos. Me encanta la gastronomía, los números, enseñar y compartir todo lo poco que sé, porque al compartir también aprendo. "Vayamos todos juntos de los cimientos al éxito"
cocina
Últimas entradas de MBA Yosvanys R Guerra Valverde (ver todo)